Imágenes para vencer el silencio

Recuento del coloquio “Diez años de fotoperiodismo en  Iberoamérica”.
Por Daniela Ramírez

Donna De Cesare, Alejandro Cossío, Stephen Ferry, Jesús Abad Colorado y Esteban Félix atraparon al auditorio con sus fotografías. No fueron necesarias tantas explicaciones pues las imágenes de sus trabajos en diferentes lugares del mundo contaron las historias que mantuvieron atentos a todos los que participaban en la última charla del segundo día del Premio.

Ricardo Corredor introdujo el coloquio. Primero, Donna De Cesare quien con brevedad relató su experiencia: “en la década de los 60, Centroamérica fue mi escuela del periodismo. Aprendí a prestar atención a los niños y a pensar sobre el impacto del drama en su desarrollo profesional”. Y agregó: “cualquier sociedad que estigmatiza y criminaliza a los jóvenes engendra el miedo y limita las libertades de ser uno mismo”.

A la fotografía se refirió como un proceso de conexión, “un instrumento clave en la superación de los temores y el silencio que nos separa”.

Le siguió Alejandro Cossío y con él varias fotografías sobre personas que tienen vida en ambos lados de la frontera entre México y Estados Unidos , que con su “transcircularidad”, como llamó su trabajo, derriban el cerco. Como ejemplo, narró el caso de Alfredo, que es gerente de un banco en California y disk  jockey en Tijuana.

Según Cossío, “hacer este tipo de trabajos –personales– es tratar de contrarrestar un poco lo que los medios quieren y están acostumbrados a mostrar”.

Esteban Félix mostró parte de su trabajo reciente. Fotografías de Haití, de cómo el país intentaba caminar en medio de las dificultades. Niños sonrientes, personajes enigmáticos, imágenes distintas a las que se han visto en los medios de comunicación; también, sobre la cobertura del golpe de Estado en Honduras, enfrentamientos entre el ejército y los simpatizantes del gobierno, internos de un hospital mental, corteros de caña y unas muy especiales con niñas enfermas de cáncer que celebran sus 15 años y  a través de las cuales pretende dar un ejemplo de vida y fortaleza.

“Creo que la fotografía también tiene mucho que ver con la suerte que se tenga a la hora de tomar una decisión”, dijo Félix quien ante algunas situaciones utiliza el video aunque, no teme dañarlo si un momento llama su atención y considera necesario capturarlo en una imagen fija. Es ante todo fotógrafo. Por eso, “lo que hago con el video es acercarlo a la fotografía para que sea más honesto”, dijo.

Stephen Ferry, por su parte, habló de “El papel del papel”, como tituló la presentación. “Sobre nosotros ronda el fantasma de la multimedia. Muchas personas dicen que la fotografía impresa es cosa del pasado, que somos obsoletos. Yo no estoy de acuerdo. Me preocupa que ahora todo sea pantalla y no usemos las manos y los otros sentidos para apreciar”, afirmó.

Ferry compartió fotografías de Violentología, su más reciente libro y habló de su encanto por el papel: “frente a la idea de que hoy todo tiene que estar en la web es muy importante reconocer que la mayor parte de la población no está conectada de esa forma, por eso el papel tiene tanta importancia en la vida de los pueblos”, dijo. Además, que el poder icónico de la imagen fija está dado por el silencio.

Con Jesús Abad Colorado y sus fotografías sobre naturaleza y guerra concluyó esta jornada. En sus imágenes se vieron mariposas pegadas en armas de combatientes, tierras devastadas por la guerra, rostros de personas desplazadas por la violencia.

“Para mí la fotografía es una forma de escribir la historia”, afirmó.  Y es también documento  y memoria en un país que la ha desechado. Las imágenes nos recuerdan, según Jesús Abad, que donde hubo guerra la naturaleza vuelve a nacer.

Por eso su palabra es la imagen y con ella tratar de entender lo que significa la guerra desde la vida “porque aunque nos toque fotografiar esas cosas, lo reporteros gráficos tenemos ojos para la vida”.

Comentarios:

avatar
  Suscribir  
Notificar de
Hecho con por